Imelda May: "or if you're me then rockabilly rules"

Cuatro años después del lanzamiento de su último disco y después de haber compartido escenario con la mismísima Wanda Jackson, la irlandesa Imelda May regresa para cumplir su plan ideado desde el 2005: mantener el rockabilly más vivo que nunca con su último disco Tribal.

La calidad de la grabación es evidente. Fue  llevada a cabo con su banda de siempre, Darrel Higman a la guitarra, Al Gare al bajo, Dave Prisseman a la trompeta -igual que haría tres años antes acompañando a Jeff Beck, pero esta vez ,tocando también  la guitarra rítmica- y por último Steve Rushton a la batería. A todo esto por si pareciera poco, se le suma que el nuevo icono femenino  del rock n’ roll actual hizo una selección sobre una lista de treinta canciones antes de la grabación. Destacan los dos singles It’s Good To Be Alife y Wild Woman acompañados de la incombustible guitarra Gretsch  de  Higham, en los que se nos recuerda que estar vivo está bastante bien sobre todo si es a ritmo de rock n’ roll, y lo salvaje que es esta mujer incluso habiendo tenido un hijo hace escasos meses.

Por todo ello y porque vendrá a España el 30 de Octubre, Tribal se torna un disco obligado para todos aquellos amantes de la música con intención de sumergirse en los riffs de lo que algunos se empeñan en llamar rockabilly revival, y lo que un servidor, al ver que no hay nada que revivir, simplemente llama rockabilly.

Manuel Jubera

Autor: Manuel Jubera
publicidad
publicidad